V de Vendetta



James McTeigue, 2006
Reparto: Natalie Portman (Evey), Hugo Weaving (V), Stephen Rea (Finch), Stephen Fry (Deitrich), John Hurt (Adam Sutler), Tim Pigott-Smith (Creedy), Rupert Graves (Dominic), Roger Allam (Lewis Prothero), Ben Miles (Dascomb), Valerie Berry (Bane), Sinead Cusack (Delia Surridge), Nathasha Wightman (Valerie), John Standing (Lilliman).
Guión: Los Hermanos Wachowski; basado en la novela gráfica creada por Alan Moore y David Lloyd.
**
The Gunpowder Plot

Hay una película de Capra que consigue lo que vanamente se propone “V de Vendetta”, se titula “Juan Nadie”. Gary Cooper dice que está cansado de la sociedad insolidaria en la que vive y que el día de Navidad va a saltar de la torre del ayuntamiento. El rumor corre por todo el país y la gente crea clubes Juan Nadie (John Doe) para cambiar el mundo. Cuando llega el día de Navidad todos queremos que no salte. Pero él cree que debe hacerlo.

Encuentro otro referente en “El fantasma de la ópera”; el héroe deformado que hace todo por la heroína; el rapto de la bella, la unión imposible, que por cierto desprende un tremendo tufo a Estocolmo. V de Vendetta está llena de referencias literarias y de citas, pero las que menciona el propio V, no me ayudan a comprenderla: él habla de “El Conde de Montecristo”, de “Fausto”y de Shakespeare.

Los Wachowski gastan un lenguaje tan solemne que sólo pueden caer en lo sublime o en lo ridículo. Yo pienso que Matrix cae en lo primero mientras que Reloaded, Revolutions y V de vendetta caen en lo segundo. Y eso a pesar de que V de Vendetta vuelve al primer Matrix, a su gran obra. El mundo, o el Reino Unido, vuelve a ser un engaño controlado por un estado totalitario que adormece a la población con el conformismo de la televisión. Lo mismo que las máquinas controlaban a los humanos con su sueño complaciente de estar viviendo en 1999.

El único modo de desconectarse de Matrix era tomar la pastilla azul, era un acto individual, una elección personal. Yo creí que las dos continuaciones de la película seguirían convirtiendo a los humanos en seres libres y deconectándolos del sueño. Pero tomaron otros derroteros. La socialización del despertar toma cuerpo en esta V de Vendetta. El revelde, V, asalta la televisión y lanza un mensaje subversivo. En honor a Guy Fawkes quiere convertir el 5 de noviembre en la fecha de la revolución, destruyendo el parlamento.

El modo de despertar en V de Vendetta, es la cultura. Por eso el poder reprime el arte, y por eso el protagonista lucha armado con una biblioteca. El tema daba para llenar una buena película, pero los Wachowski lo han reducido a menos porque tenían que calzar muchos otros discursos. Tenían que hablar del terror como arma para controlar a la población, en un alusion directa a Bush; tenían que hablar de la homofobia, del miedo a lo diferente en las sociedades cerradas. El exceso de discurso convierte la trama en una mera excusa. Es como si estuviéramos distraídos con alguna explosión o pelea a la espera del sermón de turno.

4 comentarios:

Pablo Colotta dijo...

Los Wachosky andan justificando por ahí la película, y requiriendo el status de "contestataria", poniendo en cuestión el significado de la palabra "terrorista". Yo creo que el principal de los pecados de "V" es que identifica a la opresión con el fascismo de los regímenes totalitarios, y no con la dictadura del mercado. Así, en realidad se trata de una película conservadora, pues dice algo así como que la opresión merece ser combatida con violencia, que el gobierno de Bush bien podría ser considerado "terrorista", pero que se trata de un terrorismo justificado, porque defiende la libertad contra la opresión fascista.
Así, el paisaje Orwelliano que pinta "V" es tan anacrónico, que resulta conservador; porque no comprende que las opresiones que vivimos hoy no pasan por la falta de libertad política, sino por los condicionamientos del mercado (liberal, ultraliberal, neoliberal). Cada vez me gusta más "Matrix"

Jose dijo...

Excelente intervención.
Bienvenido a este mi pequeño foro.

Matias dijo...

Coincido con ambos en que Matrix (la primera, lógicamente) es el mejor filme de los Wachowski. Pero discrepo sobre algunas de las objeciones hechas a 'V de Vendetta'. En primer lugar, no creo que se deba obviar que el filme parte de un cómic de culto con unos personajes y una tramas ya perfilados. Y aunque el cine requiera modificaciones en virtud de su lenguaje narrativo, tampoco creo que deba apartarse absolutamente de la obra que adapta, sobre todo si ésta era ya buena, como el cómic de Alan Moore.

Efectivamente, la película podría haber abordado otros muchos aspectos, como el de la dictadura del mercado, pero entiendo que su metraje se habría excedido.

Por otro lado, cuando José comenta que la peli podría haberse centrado en la reivindicación del arte que V hace como despertar social y no haber "calzado" otros discursos, pues también disiento. Todos "esos discursos" o subtramas estaban presentes en el cómic con una clara intención. Yo, al menos, no los creo prescindibles.

Dice Pablo que hoy no hay falta de libertad política, cosa bastante discutible en algunos países y situaciones. Más aún si tenemos en cuenta la toma de posiciones de Gobiernos occidentales como el de EE.UU. o el inglés, donde sugieren a sus ciudadanos un recorte de sus libertades civiles para luchar contra el terrorismo (por ejemplo y por ejemplo). Precisamente por eso no creo que el mensaje de V de Vendetta pierda vigencia. ¿Podría haber tratado otros temas? Probablemente, pero no creo que en un filme de estas características deba hacer referencia obligatoria a la situación actual. De hecho, las alusiones más tácitas del filme remiten a vergonozos hechos del siglo XX, como el régimen nazi y el genocidio judío, no tan remotos en la Historia.

Por cierto, muy buen blog. Llevo tiempo visitándolo y me encanta leer los comentarios de José.

José A. Ritoré dijo...

Muy buena tu crítica de la película. Coincido en los referentes que encuentras con Juan Nadie y con El Fantasma de la Ópera. Además, me parece delicado justificar el terrorismo y el uso de armas ante la opresión, porque ¿quién define qué es la opresión, qué límites son aceptables?

top